ZAZ: la voz de Francia

Horrorizado ante la Barbarie y últimos acontecimientos que han asolado estos días la ciudad de París, aprovecho desde está página para dar toda mi fuerza y apoyo a todos los que han sufrido más de cerca este dolor que nos han dejado huérfanos de amigos, compañeros, vecinos, de jóvenes emprendedores con historias grandes aun guardadas en el baúl de los secretos, desconocidos que cruelmente les han cortado las alas rompiéndoles a cachos de manera terrorífica el reloj de la vida antes de tiempo. Helado, golpeado, consternado y herido como todo ser humano que se aprecie ante la magnitud de la noticia, escribo estas líneas al mismo tiempo que te digo que bien seguro todo está brutalidad nos harán más fuertes. Un trocito de estas líneas sin duda va para ellos.

zaz pose
Siempre que cierro los ojos para pensar en viajes, en ciudades por conocer, perpetuamente me viene irremediablemente a la mente París, se me cuela constantemente en mi cabeza, a pesar de conocerla bastante bien. Es recordarla e iluminarse mi mirada por completo, me une una especial conexión con está asombrosa ciudad, quizás porque tuve la suerte de ser la primera ciudad que realmente conocí con suma consciencia del extranjero y de la misma manera porque su historia, su arte, su olor y sus reminiscencias me tienen embelesado. Los recuerdos que tengo de ella fluyen como una tormenta de lluvia a flor de piel y de la que no quiero dejar de mojarme, es más deseo salpicarme día sí y día también. Tal vez porque con ninguna ciudad soñé tanto de chiquillo, divirtiéndome e imaginándome batiéndome a duelo de espadas como si de D´Artagnan o alguno de los mosqueteros de Alejandro Dumas se tratara, de sentirme atraído por la revolución francesa bajo la mirada de Los miserables de Víctor Hugo, de bailar al más puro estilo de Gene Kelly por las estupendas calles de la Ciudad De La Luz o quedar prendado por la música de Edith Piaf… Difícil no quedar ensimismado, ¿no? Y mientras escribo tristemente estos párrafos, mi cabeza camina deambulando despacio para que todo me asombre nuevamente, anhelando contagiarme de ese destello, de esa luz, de la chispa, magia y sentir bohemio de los grandes artistas del siglo pasado.
Allá por el 2010, descubrí el talento de una joven francesa con un timbre de voz peculiar, propia y distintiva, que me fascinó por su atrevimiento a la primera nota que escuché de una refrescante melodía llamada “Je Veux” , así como en los sucesivos temas “Le Fée” y “Les Passants”. Ella era Isabelle Gelffro, más conocida por su nombre artístico ZAZ. En el país vecino el éxito fue descomunal, y poco a poco, pasito a pasito, se fue haciendo un hueco en el corazón de miles de europeos y americanos con sus ritmos, sus baladas, el magnetismo y el buen rollo que ella y su música endosan. Su rasgo y sello principal no es otro que el de aunar el mestizaje de swing, jazz, blues, soul, pop y melódico, toda una paleta de colores que deslumbran con luz propia y que se adhieren a la perfección con sus letras llenas de positividad, humor e ironía, todo un obsequio en el mundo de la actual escena musical. El cineasta americano Martin Scorsese no se lo pensó dos veces y la reclutó para que pusiera su granito de arena en la banda sonora de la entrañable “La invención de Hugo”, uno de los films más valorados del 2012 y de ahí a no dejar de cantar con los más grandes, incluidos con artistas más cercanos como Bebe, Plácido Domingo o Pablo Alborán.
Hace unos meses se dejó ver por los escenarios del país, Barcelona ,Madrid y Bilbao presentando “PARIS”, el que es hasta la fecha su último y aplaudido trabajo de estudio, un bello homenaje a la ciudad de París, a la canción francesa a través de trece grandes y exquisitos clásicos que, bajo su apasionada voz y con la producción del legendario Quincy Jones, agrandaban aún más si cabe unas melodías clásicas que en su día Maurice Chevalier, Edith Piaf o Sinatra popularizaron y dejaron para el recuerdo para darles una vuelta de tuerca, reinventarlas y acercarlas al público de hoy en día, con una garra y hechizo que a muchos artistas de hoy en día les gustaría alcanzar. Su entusiasmo, su voz viva, a veces dulce, a veces rota, te remueve y agita sobremanera, que prende con gran brío un recorrido directo al oído para quedarse en tus sentidos eternamente.
Ahora desde finales de octubre podemos encontrar en las estanterías de los mejores comercios lo nuevo de ZAZ,”Sur la route”. Todo un regalo a sus seguidores más fieles, un CD conjuntamente con un DVD donde nos muestra uno de los directos de su última y genuina gira, repasando parte de su carrera más alguna pieza nueva, “Si Jamais J’Oublie”, los secretos entre bambalinas y aquellos detalles de la artista francesa que hará seguro las delicias de todos. No faltan temas a los que ha dado cuerpo y solidez como el baladón “Si”, el medio tiempo “Comme Ci, Comme Ça”, la melancólica “Eblouie Par La Nuit” o la positiva “On Ira”. ¿A qué esperas a descubrir y caer seducido por su carisma, su armonioso grito al viento cantando a la libertad, al amor y a la ironía que indudablemente hará?

CD/DVD
01. On Ira
02. Le Long De La Route
03. Cette Journée
04. Eblouie Par La Nuit
05. Comme Ci, Comme Ça
06. Si
07. Si Je Perds
08. La Fée
09. Déterre
10. Je Veux
11. Si Jamais J’Oublie

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *